sábado, 28 de septiembre de 2013

FACEBOOKERO



BIENVENIDO «WELCOME»  A LA ERA FACEBOOKERO

Facebook es el alter ego sublimado de su usuario. En esta plataforma de red-social todos somos guapos, exitosos, viajeros, etc. Facebook ha logrado la sublimación de la persona humana en “imagen” más que en realidad. Es cierto, en facebook hay denuncias, mercadotecnia, política y más, pero lo que abarrota la gran plataforma son los facebookeros: “imágenes sublimadas de cada usuario”.
Lo que los filósofos posmodernos acusaban como el fracaso de la modernidad, facebook vino a redimir. Facebook cumple «virtualmente» las promesas del "Yo" fuerte de la modernidad. Facebook está lleno de pontificación, solemnidad y discurso duro, tal como lo hizo la modernidad. La modernidad por lo menos virtualmente con Facebook adquiere un total y absoluto sentido. En el ciberespacio la modernidad no fracaso, alcanzó su clímax. En Facebook todo se logra, no existe el lugar para el desencanto. La generación Nini todo lo puede desde su portal. 
El “yo” no ha quedado disuelto con los estudios neuropsicológicos (como sostiene Julian Baggini, en La trampa del ego). Ahora con facebook, el “yo idealizado” (a través esta plataforma), adquiere total vigencia.
El facebookero es el alter ego sublimado de cada usuario, como decía; facebook crea un personaje ficticio, que poco tiene que ver con su realidad. El “yo idealizado” y creado por facebook, es el de un adonis virtual.
En facebook hay: pseudo filósofos, pseudo artistas, pseudo músicos, pseudo reporteros, pseudo viajeros, etc., etc., es decir; puro Ser sublimado.
Su nombre lo dice todo, “el cara libro (parecido al nombre que tiene una revista de socialités, «Caras»)”. Facebook representa a la persona “unamuniana” que se oculta detrás de la imagen virtual idealizada. El ocultamiento del fracasado.
Facebook también legitima con mucha fuerza el orden y la vigilancia del discurso moderno. Panóptico gratuito y aceptado. Todos somos facebookeros, bienvenidos «welcome».

No hay comentarios:

Publicar un comentario